Los fichajes de ambos jugadores ilusionó en sus días a la parroquia Coruñesa, pero entre lesiones, sanciones y falta de confianza se fueron diluyendo la confianza en ellos.
El internacional venezolano con sangre gallega de 31 años, es el que nos duele más de que no haya explotado su innumerable calidad y su cañón para los goles en ambas piernas, un jugador bregador, con calidad y con gol que debido a muchas causas no ha sabido sacar su fama de goleador en el que de los 18 partidos y 660 minutos ha marcado solo 3 goles, eso si, no olvidemos que Santos ha marcado en los 21, 848 minutos que ha jugado en todas las ligas que ha jugado en su carrera la friolera de 116 goles y entre los goles en la liga española, lo que deja claro de que es un goleador nato.

Es evidente que al deportivismo esas cifras le duelen muchísimo, los 3 goles, yo si fuera entrenador del Deportivo me quedaba con él porque estoy convencido de que si recupera la confianza, la fortaleza física, el meter goles será sencillo para él, pero ahora mismo no está al nivel que le pedimos todos y que tiene dentro. No es un año fácil con tantos vaivenes en club y en la grada y evidentemente para que un jugador recupere y se crea que puede cambiar la dinámica hasta ahora.

En cuanto Nahuel, era un jugador que se esperaba muchísimo más de lo que ha dado y era uno de los revulsivos para el extra necesario para poder mantener el ritmo de la primera vuelta, pero; las lesiones, sanciones, la baja forma física, debido a venir de estar parado varios meses, pues, hizo que ni apareciese cuando llegó ni en la actualidad, su mejor versión. Tiene la confianza del míster, la calidad, la rapidez y el sitio para revertir la dinámica negativa y convertirla en positiva. En estas últimas jornadas está teniendo oportunidades y muchos minutos para que en parte salga a relucir como con Cristian Santos, el motivo de sus fichajes. Pero no olvidemos que el bueno de Matías Nahuel lleva 9 partidos o 405 minutos en sus piernas este año jugando y lo que se esperaba todavía no ha llegado y lo necesitamos como el comer, confío que vuelva a ser el que fue.
Para finalizar los dos, son grandes jugadores y estaban a llamar a ser dos jugadores vitales en este Deportivo pero no ha sido así, nuestra esperanza es que antes de acabar la temporada o si vamos a play off sean determinantes uno de ellos o ambos.

@jappserrallo y CPG

Comentarios en Facebook