Tras el intenso cierre de mercado sufrido en la secretaría técnica del Deportivo de La Coruña, tras el fiasco en la contratación de GAKU, el Deportivo tiene una ficha libre que podría ocupar con  algún jugador libre.

Esa es la cuestión, tras la lesión de Michael Krohn Dehli en el tendón de Aquiles y ahora la baja de Vicente, los efectivos en el centro del campo dejan poco margen de maniobra a Natxo en su esquema preferido, quizá se vea obligado a otro movimiento de piezas, cambiar de esquema para utilizar otro tipo de jugador.

Se abre la puerta a un ex jugador del Deportivo, actualmente sin ficha tras lo sucedido con el Reus, no es otro que Juan Domínguez, un jugador que ya conoce la casa, al ser canterano del Deportivo, un jugador profesional, que no va a levantar la voz y que vendría a sumar en una posición que se ve limitada.

Las cualidades de Juan Domínguez las conocemos todos, su buen toque de balón, un jugador que es difícil de quitarle el balón, tiene buena visión de juego y recordemos que en el año del ascenso del Deportivo, ha sido el mejor centrocampista en segunda división.

La vida suele dar segundas oportunidades, quien sabe si es la oportunidad de que el canterano regrese al club y sea un jugador importante en la consecución del objetivo.

Es cierto que la Segunda División es una categoría muy exigente, sin descanso, el número de equipos que se están posicionando en las plazas de ascenso son más, ya no tenemos al Málaga, Las Palmas, este se ha desinflado en las últimas jornadas, tenemos ahora mismo al Albacete como líder tras la actualización de la liga con los puntos al Reus, el Granada que es nuestro próximo rival este Domingo, Málaga que sigue estando ahí en la lucha, Osasuna que se ha posicionado muy bien en las últimas jornadas.

La lucha será encarnecida entre todos estos equipos que buscarán su hueco en la Primera División, por eso necesitamos de todos los efectivos posibles, de todos los jugadores enchufados para conseguir devolver al Deportivo donde se merece, que es la Primera División.

El equipo filial, que podría echar una mano al primer equipo, está como está, no es capaz de competir en Segunda División, no podemos pedirles que compitan en Segunda con el objetivo de llegar a Primera. Los canteranos tenía que aprovechar la ocasión para mostrar sus credenciales y que el club contasen con ellos e incluso otros clubs puedan tomar nota de su valía para sus próximos proyectos, vemos el caso de Borja Galán que está cuajando una gran temporada en otro proyecto, el del Alcorcón de Cristóbal Parralo.

Veremos si el Deportivo ficha o no ficha para esa vacante que tenemos en la plantilla.

 

Comentarios en Facebook